0

Quiriego, cocina rústica 

Cuando lo que se busca son experiencias gastronómicas únicas y  coctelería de autor, a través de la transformación de productos de la  mejor calidad sumado a la constante innovación, para nutrirse a través  de una creativa muestra culinaria y servicio, Quiriego es el lugar.  

Con sucursales en Mexicali y Hermosillo, Quiriego ofrece una amplia  carta de desayunos y comidas preparados con insumos locales frescos.  

Por eso, si acudes, no te olvides de pedir de entrada un aguachile  amarillo, y como plato fuerte siempre es recomendable la pasta  conchiglioni en salsa de tomate tatemada con chiltepín, para darle pie a  una cabrería de res en jugo de carne, papas rotas, cebolla cambray y  pimientos bebés asados, el chamorro al horno también es un must, lo  sirven dorado con cebollín y parmesano rallado. 

Y, en cuanto a las bebidas, estarás en el sitio ideal, al estar preparadas  de manera artesanal, inspiradas en historias que surgen de los  mixólogos de Quiriego, logrando la combinación perfecta entre la  memoria sensorial y las vivencias que harán que atesores este  santuario gastronómico. 

La Conchería 

Definitivamente, uno de los mejores secretos guardados de Ensenada y  sus pacíficas calles. Ubicada en el centro de la ciudad, este pequeño  restaurante, pero grande en calidad, atención y sabor, es un lugar que  apostamos estará entre tus favoritos.  

Si vas a La Conchería, debes de tener en cuenta que, como su nombre  lo indica, sus principales platillos son los mariscos, en dónde las  estrellas son los ostiones, diferentes tipos de almejas y mejillones, pero  también los pescados son una joya. 

La Conchería es ideal para acudir con amistades, departir una tarde y  sentir esa vitalidad que la ciudad te ofrece.  

Visitar este entrañable sitio, y sentarte en la barra, te da la oportunidad  de atestiguar cómo preparan tu comida, lo que autentifica el toque  fresco de tus alimentos, como lo puede ser un delicioso atún aleta azul  acompañado de erizo. 

Y más allá de las conchas, en definitiva, tienes que probar la crema de  almeja y el ceviche mixto, el fideo seco de poblano con pescado, aioli de  cilantro y la makarela sellada con salsa teriyaki.  

Así que, si lo que buscas es una experiencia casual y eres de paladar  exigente, ésta es tu opción para degustar una increíble experiencia con  platillos deliciosos.  

¡Y como plus! No dejes la oportunidad de probar una crema de almeja,  acompañando tu plato con un buen tinto o blanco del Valle de  Guadalupe. 

La Bête Noire 

Unir el estilo, sofisticación, ambiente agradable y la exquisitez culinaria  es muy arriesgado, y hasta complicado para lograrlo con éxito.  

Sin embargo, todo eso pareciera ser parte de la naturaleza de La Bête  Noire, un restaurante-bar dedicado a la coctelería y la buena música.  

La carta de coctelería está diseñada por la bartender parisina Alexandra  Purcaru, mientras que el menú de alimentos lleva el sello local de Diego  Hernández con una interesante propuesta de cocina regional.  

La Bête Noire, que tiene opciones vegetarianas, sobresale por su menú  donde hay shishitos salteados con glaze de soya y katsuobushi, así  como los deliciosos tacos de molleja de ternera, rajas y chiltepín. 

De igual manera son un must los de costilla flecha a baja temperatura,  el puré de papa y salsa ahumada o el pork belly confitado con  guacachile, además de pulpo frito, perdiz con pepitas tostadas de  calabaza y puré de calabaza.  

Y, si lo que quieres es saber de las bebidas, tienes que pedir el valle  sour, el naked and famous y el bizz nizz. 

Vinos Santos Brujos  

Una expresión del universo en cada botella, ¡no hay más!, así de  perfecto es beber un Vinos Santos Brujos de Viñas del Sol.  

Siendo el único proyecto mexicano que elabora vinos orgánicos y  biodinámicos certificados, destacando el amor a la tierra, el respeto por  el varietal y la comprensión del clima de Valle de Guadalupe, Vinos  Santos Brujos pone sobre la mesa la máxima expresión de cada añada. 

Por eso, el Santos Brujos Tempranillo 2019 es un vino que debe estar  en tu mesa, es ideal para ocasiones especiales. Con 12 meses de  crianza en barrica de roble francés, con un color intenso y brillante rojo  picota con ribete morado, tiene una complejidad aromática floral y  afrutada con algunas especias, lo que lo hace largo, intenso y  balanceado con taninos bien pulidos, ideal para el maridaje de carnes  rojas, pescados, postres y chocolates. 

Pero, si lo que quieres es la soberbia y elegante exquisitez de un  Chardonnay, Santos Brujos brinda con esmero su creación, de color  amarillo pálido, limpio y brillante, que en nariz resulta ser fresco, floral,  frutal, intenso y complejo, para convertirse, al probarlo, en una  experiencia elegante y sutil, con recorrido largo, acidez perfecta y  balanceada.

Arte bajacaliforniano presente dentro de exposición en Museo Nacional de Arte

Previous article

Galardonan a ‘Checo’ Pérez durante la gala anual de la FIA

Next article

You may also like